Novedades

Saab renace de la quiebra y vuelve a producir vehículos

Su nuevo foco estará en los vehículos eléctricos

Saab renace de la quiebra y vuelve a producir vehículos

Esta es un buena noticia para los fanáticos de la marca sueca que presenciaron cómo la empresa enfrentó la quiebra y su paulatina desaparición. Saab ha reanudado la actividad en la fábrica Trollhattan (Suecia) con la salida de la línea de producción del pre-serie del nuevo 9-3, con el objetivo de reaparecer en el mercado en 2014.

Esta primera unidad, que ya incorpora el nuevo logotipo de la marca, y las siguientes, servirán para los primeros test del modelo y la calibración de la línea de producción, que permaneció inactiva durante los últimos tres años. "Todavía debemos finalizar algunas negociaciones con nuestros proveedores, pero podemos afirmar que estamos preparados para la producción", ha dicho Mattias Bergman, presidente de Nevs, la compañía propietaria de la marca.
 
El nuevo Saab 9-3 luce prácticamente igual el anterior, aunque el que saldrá al mercado recibirá algunos retoques. Los mayores cambios son internos y mecánicos, ya que algunos de los proveedores quebraron a la par que Saab en 2011 y se debió sustituirlos, al igual que muchos elementos procedentes de General Motors, antiguo propietario de la marca sueca. Los motores, algunos de ellos también de origen GM, serán reemplazados por nuevos propulsores.
 
El objetivo de la nueva Saab es iniciar la comercialización del nuevo 9-3 en la primera mitad de 2014, primero en los mercados chino y sueco y paulatinamente al resto de los mercados. Entre los planes de Saab NEVS está el lanzamiento a mediados de 2014 de un vehículo eléctrico basado en el 9-3, ya anunciado por el nuevo propietario y más adelante otros modelos eléctrico de tamaño compacto. La producción de vehículos eléctricos está en la naturaleza de la nueva propietaria de Saab Automobile, National Electric Vehicle Swedenor (NEVS), que desde su constitución se marcó el objetivo de estar a la vanguardia en la industria automotriz con especial atención a los vehículos eléctricos, bajo I+D sueco, japonés y chino.
 
NEVS es propiedad al 78 % de National Modern Energy Holdings Ltd. (NME Holdings Ltd.), fundada en 2004 por su propietario principal, Kai Johan Jiang, y registrada en las Islas Vírgenes Británicas, aunque se gestiona desde Hong Kong. NME Holdings es el propietario de State Power Group, una empresa basada en Beijing que ha sido pionera en el desarrollo de energía limpia y renovable en China, a partir de plantas de biocombustibles de alta eficiencia. El Grupo, que cuenta con 8.200 empleados, opera 31 plantas de biocombustibles y participa activamente como grupo dentro de la tecnología de desarrollo de la energía eólica, el almacenamiento eficiente de la energía, las baterías para los vehículos eléctricos y calderas de biocombustibles.

Alejandro Marimán Ibarra recomienda

Contanos que opinas