logo autocosmos Vendé tu auto

Ganate el alquiler gratis de un Toyota a elección

Participá
Novedades

Rolls-Royce Amethyst Droptail, elegante como una joya

Tras develar a La Rose Noire, la marca de lujo británica presenta el segundo de los cuatro Droptail hechos a pedido.

Rolls-Royce Amethyst Droptail, elegante como una joya

El segundo de los cuatro exclusivos Droptail que Rolls-Royce fabricará ya es una realidad. Al igual que con La Rose Noire, un misterioso cliente será el dueño del Amethyst, una expresión de lujo y artesanía discreta, ya que únicamente en sus materiales y detalles se encuentra el valor y el verdadero lujo de esta creación, que honra la pasión por el diseño moderno, los relojes lujosos y, por supuesto, la joyería, temas cercanos al propietario de este flamante modelo.

Rolls-Royce Droptail Amethyst: El concepto

Para empezar a hablar del Amethyst hay que tener en cuenta el legado empresarial del que será dueño de este modelo, quien comenzó con un negocio familiar ligado a las joyas pero que ahora creció para ser una corporación multinacional. Gracias a su fortuna, viajó y tiene un museo con autos, joyas y obras de arte que dan prueba de sus decisiones artísticas.

Amethyst es "amatista" en inglés, y se refiere a una gema, una especie de "cuarzo violeta". La amatista es un simbolo de pureza, claridad y resilencia.

Rolls-Royce Droptail Amethyst: Exterior

Rolls-Royce trabajó en dos tonos especiales, todos cercanos al violeta: el primero se llama Globe Amaranth, está inspirado en la flor de amaranta que crece en algunos desiertos, y que fue pulverizada con finos destellos de polvo de aluminio. La tonalidad que exhibe el auto no representa a la amaranta completamente florecida, sino que al color que toma en una de sus etapas de floración. El segundo tono es amatista, con un trabajo metalizado.

Las llantas de aluminio pulido de 22" también llevan un toque de color, en malva, que es parecido pero no igual a los otros mencionados. Por otro lado, una de las partes más complejas de trabajar fueron las terminaciones en fibra de carbono, misma que se trabajó en un patrón geométrico con forma de chevrón, con una laca de color amatista, que casi no deja ver que se trata de fibra de carbono, hasta que la mirás en detalle. En conjunto, todo el trabajo del exterior demandó dos años.

Lo más detallado del exterior de este one-off es la parrilla Panteón, que debió ser cepillada y pulida a mano, trabajo que demandó más de 50 horas. Está inspirada en los brazos de un reloj muy exclusivo de la colección familiar de este dueño. 

Por su parte, la figura del "Espíritu del éxtasis" viene en un soporte con un marco de joya amatista, trabajado de una forma especial.

Rolls-Royce Droptail Amethyst: Interior

El interior del Rolls-Royce Droptail Amethyst presenta varios detalles interesantes. La madera utilizada se llama Calamander, que es una especie derivada del ébano, conocida por su compleja textura y líneas coloridas. En este caso, el trabajo de perfeccionamiento de la madera tomó más de seis meses y la evaluación de más de 100 troncos, todo para que la madera combinara con el cuero. 

La relevancia de la madera en este auto es tal que es el Rolls-Royce con mayor madera de toda la historia. Es que no solo decora el habitáculo casi por completo, sino que también la cubierta trasera, misma que necesitó del trabajo de expertos en aerodinámica porque, aunque no lo creas, el equipo de Rolls-Royce buscó que el diseño de la madera ayude al modelo aerodinámicamente. De hecho, se dice que es la primera y única pieza de madera real que produce carga aerodinámica en un auto.

Otros detalles que presenta el interior del Rolls-Royce Droptail Amethyst on las perrillas de gema amatista, alfombras de cuero tejido, un techo rígido removible y un exclusivo reloj suizo de Vacheron Constantin, llamado ‘Les Cabinotiers Armillary Tourbillon' y que fue personalizado con la supervisión directa de Rolls-Royce.

El modelo fue presentado hace muy poco en un evento privado en Suiza, y no cabe duda que debe haber sido del gusto de todos, porque la realidad es que se trata de una verdadera obra de arte.

Ahora te toca a vos: ¿Qué opinás sobre el Rolls-Royce Droptail Amethyst? Compartí tu punto de vista en los comentarios, siempre con respeto y sin agredir.

Jorge Beher recomienda

Contanos que opinas